lunes, 29 de septiembre de 2014

Ariel Remos: Periodistas corruptos en Miami en el caso de los Cinco antiterroristas cubanos (X)



Ariel Remos
  Cuba, la isla infinita comparte con sus lectores, una serie de trabajos publicados en el sitio digital de la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC), donde se revelan los resultados de investigaciones que ponen al descubierto esta sucia campaña mediática contra los Cinco antiterroristas cubanos presos en Estados Unidos, donde sus protagonistas fueron los representantes de esa mal llamada “prensa libre”, subordinada hasta el tuétano a los intereses más repugnantes del Imperio, en su afán por destruir la Revolución Cubana.

Avalancha de titulares de la prensa y un Jurado desprotegido

El periodista Ariel Remos, quien recibió 11,700 dólares durante el juicio a los Cinco, publicó numerosas falsedades

   Ariel Remos, un reportero del personal permanente de Diario Las Américas, llegó a los Estados Unidos desde Cuba en 1960, miembro desde hace mucho tiempo del grupo de exiliados derechistas denominado Junta Patriótica Cubana, junto con otro reportero pagado por el gobierno, Julio Estorino, también del mismo diario.

   Remos recibió $11,700 durante el procesamiento de los Cinco.

   Según el sitio web exile.com., “esa organización favorece el derrocamiento violento del gobierno de Cuba”. Esta ideología Remos la ha abrazado abiertamente en sus 40 años de periodismo. Con su apoyo a la acción terrorista armada contra Cuba, Remos escribió artículos para vilipendiar a los Cinco cubanos antiterroristas, a pocos días después de su detención y durante el juicio. Sus tácticas incluyeron la vinculación de los Cinco con Fidel Castro, el individuo más demonizado en Miami, declarando la culpabilidad de Castro por el derribo de los aviones de HAR y por extensión explícita, los Cinco.

   La cobertura inflamatoria de Remos hizo una farsa del juicio.

   Remos publicó un artículo completamente falso sobre el juicio a los Cinco, el 19 de enero de 2001, titulado “Fidel Castro planeó el asesinato de Jesús Cruza Flor en los EE.UU.” Afirma:

   “En el juicio a los espías cubanos que integraron la llamada ‘Red Avispa’, ha quedado demostrado que el régimen de Fidel Castro ha conspirado abiertamente para cometer actos terroristas en los EE.UU., y que los exiliados cubanos no han exagerado cuando han denunciado la penetración de agentes castristas en este país...Del juicio en cuestión se ha sabido no sólo que el régimen cubano planeaba tanto desembarcar armas y explosivos en territorio estadounidense, como el asesinato de destacados exiliados cubanos por su oposición al régimen”.

   Los informes de Remos presentaron estos cargos falsos de “asesinato” como un “hecho” al público de Miami. Pero para un público que no estaba tan versado de los detalles del juicio, las acusaciones sin debate de Remos habrían tenido un efecto tóxico sobre el público, de donde procedía el mismo jurado.

   La Jueza Joan Lenard diría más tarde durante el juicio, en febrero de 2001, que ni sus “más explícitas instrucciones” podían proteger al jurado de los titulares de los medios. (*)

   Durante los siete meses de juicio, los miembros del jurado se fueron a casa todas las noches. Ellos fueron filmados por las cámaras de televisión, las imágenes aparecieron claramente en las noticias de televisión, para que los vecinos, compañeros de trabajo, y el público más amplio los pudiera identificar. Ese público de Miami incluye numerosos terroristas —y los periodistas que apoyan a los terroristas— corriendo libres en esa ciudad. El mensaje era muy claro: sabemos que ustedes son parte del jurado, y deben emitir un veredicto de culpabilidad, de lo contrario encararán posibles consecuencias.

DE LA DECLARACIÓN JURADA DEL ABOGADO MARTIN GARBUS
   El abogado defensor de Gerardo Hernández Nordelo, en su Declaración Jurada del 31 de agosto de 2012, presentada ante el Tribunal de Distrito del Sur de La Florida, y en la cual pidió la anulación del juicio efectuado en Miami contra los Cinco, alude en el párrafo 53 al caso del periodista Ariel Remos, de Diario de las Américas:

53. Ariel Remos (…) es un antiguo reportero y comentarista de Diario de las Américas…Recibió pagos de la BBG por la suma de $11 750 durante el proceso judicial contra el Peticionante (Gerardo Hernández Nordelo), del 1 de noviembre de 1999 al 12 de diciembre de 2001, aproximadamente en el mismo período que Alfonso. El pago total recibido hasta el 20 de noviembre de 2006, fue de $24,350. Remos escribió artículos propagandísticos sobre el caso del Peticionante. El 28 de noviembre de 1999 escribió:

“En el caso de los EE.UU. vs Gerardo Hernández, en el que Caroline Heck-Miler ha sido la fiscal y en el que la cadena de mando y causa de la muerte de los cuatro miembros de Hermanos al Rescate --tres de ellos ciudadanos de los Estados Unidos y uno de ellos residente— supuestamente comienza con Fidel Castro. Por tanto, a Castro se le acusa, en el caso de referencia, de asesinato y está bajo investigación por asesinato; y si pone un pie en territorio estadounidense, puede ser arrestado y puesto a disposición de la justicia en este país. Esa es la opinión del abogado Fernández y así fue como lo expresó al Diario de las Américas.

(*) Ver las órdenes de la Corte del 16 y 22 de febrero de 2001, expandiendo y aplicando el secreto de sumario de octubre de 1998. Se pueden acceder los documentos legales comenzando con la página 53 de este documento. Los periodistas del gobierno y algunos testigos de la fiscalía violaron las órdenes continuamente.

(En los PDF –en español e inglés- del Comité Nacional por la Libertad de los Cinco, de Estados Unidos, se encuentra este texto)