lunes, 28 de noviembre de 2016

Carta abierta de un cubano a Donald J. Trump



 La Habana, 28 de noviembre 2016

Sr. Donald J. Trump

   Los cubanos hemos leído con atención su reciente, grosero y desafortunado mensaje, después que se conoció la muerte del líder histórico de la Revolución cubana, Fidel Castro.
   Con toda intención, usted ha ofendido, no solo a 11 millones de cubanos, sino  a cientos de millones de seres humanos en todo el mundo, que reconocen, a diferencia suya, la grandeza de Fidel y su enorme estatura política, ideológica y humanista.
   Le confieso que no guardaba esperanza alguna que usted tuviera palabras de condolencias, pero pensé que tendría la ética y la moral de, por lo menos, guardar silencio ante el adversario muerto. Pero olvidé que sus códigos de ética, moral y vergüenza, distan mucho de los que practicamos la mayoría de las personas de bien.
   Pero no le escribo para cuestionarle sus insuficiencias. Lo hago para dejarle saber, como respuesta, cómo piensa un cubano de a pie de ese hombre inmenso que acaba de morir, y qué esperanza nos deja para el futuro.
   Sus conocimientos de historia se ve que son limitados, señor Trump. Es probable que haya pasado tanto tiempo explotando a seres humanos para construir esa inmensa fortuna que tiene, que no le quedó tiempo para iluminarse en la historia de los países vecinos.
   El legado de Fidel Castro es inmenso, señor Trump. La historia de la segunda mitad del siglo XX y estos años del XXI están marcadas por su pensamiento, por su lucha permanente por dar voz a los que no la tienen, por defender a los desposeídos de esta tierra, por alcanzar un mundo más equitativo y justo, donde, sin dudas, no tendrán espacios personajes como usted.
   Usted demuestra una absoluta ignorancia cuando dice en su mensaje que Fidel Castro negó los derechos humanos fundamentales a los cubanos. Lástima que no haya tenido tiempo de visitar Cuba y ver con sus ojos lo alcanzado hasta aquí, gracias a la obra revolucionaria de Fidel.
   Cuando usted dice que Fidel violó los derechos humanos fundamentales de los cubanos, olvida que gracias a la guía política de la revolución que él dirigió, Cuba es el único país de América sin desnutrición infantil, según un reporte de UNICEF, quien además calificó a esta pequeña isla que ahora usted ofende, como un paraíso internacional de la infancia.
   Cuba tiene, además, la tasa de mortalidad infantil más baja de América, ha graduado a más de 130 mil médicos en 55 años, el sistema de salud cubano es un ejemplo para el mundo, y ninguno de los 200 millones de niños que duermen en las calles, es cubano.
   Aunque usted lo desconozca, mi país emplea el 54 por ciento del presupuesto nacional en servicios sociales –educación, salud pública, cultura-, tiene uno de los mayores índices de desarrollo humano, a pesar del criminal bloqueo económico, comercial y financiero que su país aplica a esta isla desde hace más de 50 años, y que usted defiende y persiste en mantener.
   Señor Trump, ¿cómo usted se atreve a decir que el comandante Fidel Castro negó los derechos humanos fundamentales a su pueblo? ¿Quién le dijo tamaña mentira?
   Una vez más, se equivoca cuando piensa que con la muerte de Fidel Castro, la Revolución que él fundó y consolidó, se venga abajo. No se deje engañar por los malos asesores que tiene a su lado.
   El día de hoy, a diferencia de lo que usted piensa, marcará una reafirmación de las ideas de Fidel, un compromiso de seguir adelante, corrigiendo errores, e intentando construir una sociedad más justa y perdurable. Ese será el único futuro maravilloso que esperamos los cubanos, y no el que usted supone.
   Si fueran realidad las “tragedias, muertes y dolor” causado por Fidel Castro, como usted dice en su mensaje, ¿cómo se explica entonces el sentimiento de tristeza que hoy comparten tantos cubanos? , o cómo se explican las lágrimas de los estudiantes universitarios al conocer de su muerte?, cómo explicaría los millones de mensajes de solidaridad recibidos desde muchas partes del mundo.
   No tengo dudas que usted está mal asesorado en el tema de Cuba. Me convenzo cuando veo que usted solo escucha a esos cubano-americanos veteranos de la Brigada mercenaria 2506, que fueron derrotados en solo 72 horas por el pueblo cubano, y dieron extensas muestras de cobardía cuando fueron capturados.
   No siga creyendo las historias de esos que andan por Miami, viviendo de los contribuyentes estadounidenses, que han hecho una industria de la nostalgia, esperando que algún presidente de Estados Unidos les haga la tarea para la que ellos no tuvieron el valor de hacer.
    No escuche a los que, por más de 50 años, han sembrado terror y muerte en el pueblo cubano, y se esconden de la justicia en varias ciudades norteamericanas.
   Perdone usted, señor Trump, que no le diga presidente. Todavía no lo es y restan muchas dudas por aclarar antes de su investidura en enero próximo. Pero le propongo se ocupe más por las enormes diferencias sociales que hay en Estados Unidos, de mejorar los sistemas de salud, de elevar la calidad de la educación pública, de respetar a los jóvenes y a las mujeres y también a los inmigrantes, pieza fundamental en la historia de ese gran país.
   Deje a Cuba tranquila señor Trump, que aquí, como decía Fidel, no les tenemos ningún miedo. Si abre sus manos para construir nuevas rutas de entendimiento, con respeto, los cubanos estaremos con los brazos abiertos.
   Pero si se le ocurre agredirnos, correrá la misma suerte que los 11 presidentes que le antecedieron, y chocará con un pueblo digno, dispuesto a defenderse hasta las últimas consecuencias.

Reciba mis más altas muestras de consideración personal,

Miguel Fernández Martínez
Uno más entre los 11 millones de cubanos.

sábado, 26 de noviembre de 2016

Hasta siempre, comandante Fidel Castro



Por Miguel Fernández Martínez

   Fidel Castro murió. Cuba y millones de seres humanos alrededor del mundo lloran su partida. El hombre que dedicó toda su vida a luchar contra la injusticia, que se erigió como el líder indiscutible de los que no tienen voz, dejó de existir a los 90 años de edad.
   Desde hoy, su estrella legendaria de comandante brillará en el firmamento, y su nombre quedará inscripto por siempre, como memoria imperecedera de los que aspiran a un mundo más justo y mejor.
   Fidel, estudiante rebelde, abogado revolucionario, comandante guerrillero, comunista convencido, líder de todo un pueblo que lo siguió desde el primer día, dijo adiós a la vida dejándonos su ejemplo de persistencia, su radicalismo y sobre todo, su luz eterna de pensador y futurista, que dedicó casi 70 años de su vida a la construcción de su mejor y más completa obra: la Revolución cubana.
   Amado por su pueblo y odiado por sus enemigos, Fidel conquistó el respeto de todos, con esa fuerza moral que lo caracterizó durante toda su vida, siendo protagonista de primera fila en los principales acontecimientos que vivió Cuba en los últimos 60 años.
   El imperialismo jamás le perdonó su permanente irreverencia ante la injusticia, su lealtad a los humildes y su fidelidad a la independencia y soberanía de su Patria, de ahí que pretendieran asesinarlo en más de 600 ocasiones, pero nuestro Fidel era un hombre que estaba por encima de los deseos mezquinos de sus enemigos, y sobrevivió victorioso a cada intento.
   Martiano hasta la médula, se inspiró en el Héroe Nacional cubano, José Martí, para cimentar su pensamiento ideológico, que terminó siendo la guía que tomó esta isla irredenta en el duro camino de la libertad.
   Aún nos cuesta asumir su muerte como un hecho real. Quizás porque recordamos a Martí cuando afirmó que “la muerte no es verdad cuando se ha cumplido bien la obra de la vida”. Por eso Fidel jamás dejará de estar entre nosotros, por las eternidades.
   A pesar que nos repitan mil veces que Fidel está muerto, seguiremos repitiendo con gallardía: ¡Comandante en Jefe, Ordene! 

http://prensa-latina.cu/index.php?o=rn&id=45301&SEO=hasta-siempre-comandante-fidel-castro

domingo, 30 de octubre de 2016

A 106 años del natalicio de Miguel Hernández, el valiente poeta de Orihuela



Miguel Hernández (1910-1942)
   Miguel Hernández, el pastor de Orihuela que se convirtió en uno de los poetas españoles más importantes del siglo XX, estaría cumpliendo 106 años este 30 de octubre, y el mundo lo sigue reverenciando por su enorme aporte a la literatura universal y por su valiente vida en defensa de la República Española contra el fascismo.
   Apenas 32 años tenía Miguel, al morir de tuberculosis en una cárcel fascista en Alicante, después de ser apresado cuando trataba de huir a Portugal, de la persecución de la policía franquista.
   Miembro del Partido Comunista de España, Miguel Hernández formó parte del Quinto Regimiento, combatió en los frentes de batalla de Teruel, Andalucía y Extremadura.
   En el verano de 1937 asistió al II Congreso Internacional de Escritores Antifascistas celebrado en Madrid y Valencia, donde conoció al peruano César Vallejo, y más tarde viajó a la Unión Soviética en representación del gobierno de la República, de donde regresó en octubre para escribir el drama Pastor de la muerte y numerosos poemas recogidos más tarde en su obra El hombre acecha.

jueves, 14 de julio de 2016

Puerto Rico nunca vivió un minuto de soberanía



José "Tato" Rivera Santana
Entrevista a José "Tato" Rivera Santana, portavoz de la Concertación Puertorriqueña contra la Junta de Control Fiscal
Por Miguel Fernández Martínez *

   Para los que todavía dudan del verdadero status político que tiene la isla de Puerto Rico, con la aplicación de la nueva ley Promesa se reafirmó la condición de Washington como metrópoli colonial en pleno siglo XXI.

   La ley de Supervisión, Administración y Estabilidad Económica de Puerto Rico (Promesa, por sus siglas en inglés), sin el menor respeto a la soberanía y los derechos esenciales de los puertorriqueños y por edicto del gobierno de Estados Unidos, conducirá en lo adelante los destinos de los boricuas.

    Sobre la aplicación de esta ley, Prensa Latina entrevistó a José"Tato" Rivera Santana, luchador independentista boricua y portavoz de la Concertación Puertorriqueña contra la Junta de Control Fiscal.

domingo, 15 de mayo de 2016

“La guerra en Siria es contra toda la humanidad”




Miguel Fernández: “Ver a esa gente que no se rinde, que sigue soñando con un país próspero, es la mayor lección que me dio Siria”
Durante casi un año, el cubano Miguel Fernández, fue el único periodista del mundo occidental acreditado permanentemente en Damasco. 
Reportando como corresponsal para la agencia Prensa Latina —presente en Siria desde el inicio del conflicto en 2011— además de informador, se convirtió en referente indispensable para conocer desde adentro algunos aspectos de esa guerra. De regreso a La Habana, conversa en exclusiva con Sputnik.

- ¿Qué visión tenía usted del país y el conflicto antes de llegar y cómo fue cambiando su percepción a medida que conocía Siria?

lunes, 9 de mayo de 2016

Relájate, que no pasa na´… una respuesta a las indisciplinas sociales en Cuba


por Miguel Fernández Martínez

   Una de las frases más recurrentes en la Cuba de los últimos años es “relájate, que no pasa na´”, algo así como una respuesta popular ante la desmedida y amenazante indisciplina social que se genera diariamente en las calles y barrios de nuestras ciudades, y la peligrosa falta de una contundente respuesta por parte de las autoridades.
   A los que pasamos de los cincuenta, nos resultan chocantes determinadas actitudes que se van enraizando -como la hierba mala a la tierra- en nuestra  cotidianidad, y que muchas veces suceden en las narices de los que deben, en teoría y por obligación, cuidar por la seguridad y tranquilidad ciudadana.
   Ya nadie se escandaliza cuando ve personas vociferando palabras obscenas en plena vía o en un transporte público y tampoco nadie se alarma cuando hombres de cualquier edad, deambulan por las calles y usan los ómnibus semidesnudos, camisetas al hombro y en short y sandalias.
    No sorprende ver paredes de edificios públicos, ascensores, y ¡hasta monumentos históricos!, garabateados grotescamente con mensajes que van desde declaraciones de amor, hasta autodefiniciones personales como: “Yurisvandelys, el caliente de Pogolotti”, o “Maria Karla, la sabrosona del Cerro”.

Deudas, el nuevo lamento borincano

Por Miguel Fernández Martínez*

   Hace apenas una semana, el gobernador de Puerto Rico, Alejandro García Padilla, anunció una moratoria en el pago de 370 millones de dólares, y advirtió que si no se reestructura la deuda, se profundizará la crisis.
   Este retraso del pago de un adeudo de 422 millones de dólares y que debía cumplirse el pasado 1 de mayo, eleva aún más el conflicto financiero que atraviesa la isla caribeña, que ahora depende de que el Congreso de Estados Unidos estudie mecanismos que permitan viabilizar los desembolsos de una deuda total que asciende a más de 70 mil millones.
   Orbe conversó vía Internet con Gustavo Casalduc, miembro de la Dirección Nacional del Movimiento Independentista Nacional Hostosiano de Puerto Rico, con quien abordamos el tema de la crisis económica que atraviesa su país.
   “No puede existir economía en una nación donde las leyes fundamentales que se aplican están fuera del alcance de gobierno local. Si las autoridades no tiene los poderes para proteger su economía mediante la creación de mecanismos para impulsar tratados económicos y proteger el mercado nacional, todo termina siendo una farsa”, expresó Casalduc.
   Según el gobernador puertorriqueño García Padilla, el Congreso norteamericano debe estudiar y aprobar una ley que permita a la isla crear una junta de control fiscal local, con la que pueda reestructurar su millonaria deuda.
   Para Casalduc, hablar de juntas de supervisión y rescate económico, sin atender el principal problema de la economía –que es la dependencia-, es continuar con las políticas de sometimiento colonial sobre Puerto Rico.
   “El mundo actual está globalizado y cambió toda la economía planetaria. El Caribe ya esta inmerso en un proceso de integración regional y mundial. ¿Como se puede hablar de revitalizar económicamente a un país donde la mayoría de las leyes federales que gobiernan son la principal camisa de fuerza que impide la competitividad con las naciones de la periferia?, argumentó.
   Casalduc subrayó que “solamente el poder que ofrece la independencia garantiza la producción de bienes en la economía de cualquier país. “A lo largo de nuestra historia como pueblo –agregó- hemos visto como todos los sectores de la producción fueron afectados, especialmente en el área agrícola”.
   Argumentó que “los países independientes protegen su economía de importaciones masivas a sus mercados usando sus poderes soberanos y para ello utilizan las aduanas, imponiendo tarifas y cuotas al producto extranjero, en particular la industria estadounidense, que, a pesar de tener tratados comerciales, sigue y continua imponiendo tarifas para proteger su mercado”.
   El dirigente independentista boricua enfatizó que solo el poder político de los Estados soberanos será suficiente para proteger los mejores intereses de un país.
   “Los productores locales están totalmente desprotegidos, por eso es necesario para el desarrollo de una economía saludable que se puedan crear empleos, generar desarrollo y avanzar en el proyecto de nuestra Independencia”, dijo.
   “¿Cómo llegamos ha acumular una deuda de 72 mil millones? –se cuestiona Casalduc. Como dato, explica que para el año 1992 la deuda pública del gobierno de Puerto Rico era de 13 mil 800 millones de dólares y en 23 años aumentó hasta 59 mil 200 millones.
   “El problema de nuestro país es la ausencia de poderes políticos para reencaminar nuestra economía, y eso solo es posible con la independencia. El poder para decidir cómo gobernarnos y con quién asociarnos tiene que estar en Puerto Rico y no en un Congreso que es ajeno a nuestras realidades”, puntualizó Casalduc.

* (publicado en el semanario internacional Orbe, de Prensa Latina)

jueves, 18 de febrero de 2016

Cinco mitos que desmiente el viaje de Obama a Cuba



por Sergio Alejandro Gómez – periodista cubano
tomado de Medium.com

El presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, confirmó este jueves viajará a Cuba a finales de marzo y se convertirá así en el primer mandatario en ejercicio que vista la Isla vecina en cerca de 80 años.
La visita sería el sello final al cambio de política iniciado el 17 de diciembre de 2014 y que sin dudas se convertirá en uno de los mayores legados en política exterior de la actual administración demócrata.
La noticia, que le ha dado la vuelta al mundo primero como un rumor y luego ratificada por la Casa Blanca, desmonta algunos de los principales mitos originados durante más de medio siglo de distanciamiento y confrontación:

1. Hay una razón por la que los estadounidenses no deben visitar Cuba
Claro que el viaje de Obama no tiene motivos turísticos, la categoría que quedó vedada según la Ley de Reforma de las Sanciones Comerciales y Ampliación de las Exportaciones del año 2000.
Sin embargo, nadie descarta que en los dos días que estará en el país pueda disfrutar la riqueza cultural del pueblo cubano u observar las bellezas naturales de una isla vecina que ha estado fuera del alcance de los viajeros de su por más de medio siglo.
El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, quedó impresionado por el Hotel Nacional en su visita de agosto pasado, paseó por las calles de La Habana y manejó un Chevrolet Impala del año 1959.
¿Si el presidente de los Estados Unidos, quizás la persona más custodiada del mundo, puede tomar el Air Force One y aterrizar en La Habana sin más licencia que una invitación de las autoridades de la Isla, por qué el resto de los ciudadanos no puede hacer lo mismo?

lunes, 20 de julio de 2015

Cuba y Estados Unidos dispuestos a avanzar hacia normalización de relaciones



los cancilleres de Cuba y Estados Unidos FOTO: Ismael Francisco
por Waldo Mendiluza, Enviado especial de Prensa Latina en Washington

   El canciller cubano, Bruno Rodríguez, y el secretario norteamericano de Estado, John Kerry, expresaron hoy la voluntad de ambos gobiernos de avanzar hacia la normalización de relaciones, tomando como punto de partida el restablecimiento de los vínculos diplomáticos. 

   Los altos funcionarios fijaron esa postura en una rueda de prensa en la sede del Departamento de Estado, donde sostuvieron su segundo encuentro, después del celebrado en abril pasado en Panamá, durante la VII Cumbre de las Américas.
 
   De acuerdo con Rodríguez, la reanudación de nexos diplomáticos y la apertura de la embajada de la isla –sucesos que tuvieron lugar este lunes aquí- constituyen una señal de la decisión de La Habana y Washington de progresar en sus relaciones, pese a las diferencias existentes.

jueves, 16 de julio de 2015

Un golpe de espada en el agua: entrevista al fotoreportero cubano Ismael Francisco González Arceo



fotoreportero cubano Ismael Francisco González Arceo
por Melissa Cordero Novo - Cubaperiodistas

   El fotoperiodismo, debido al enorme público al alcance  de las publicaciones que lo usan, influye más sobre el pensamiento y la opinión del público que ninguna otra rama de la fotografía. 

   Por estas razones es importante que el fotoperiodista posea (además de la maestría esencial de sus herramientas) un fuerte sentido de integridad y la inteligencia necesaria para poder entender y presentar un tema correctamente”.

   Y es aquí donde la pericia técnica con que Ismael Francisco González Arceo persigue sus imágenes, lo hace levitar por encima de las simples y pobres fotografías que a menudo navegan en nuestros diarios.